Peces que no requieren calentador en el acuario.

Peces que no requieren calentador en el acuario.




Para acuarios sin calentador se hace cuesta arriba conseguir variedad y compatibilidad. Por eso nos enfocaremos principalmente a peces que pueden estar en un acuario y no en un estanque. En rigor los pees que se enlistan aquí son tropicales y de agua fría, no son lo mismo; pero soportan temperaturas en rangos similares por lo que pueden tenerse en cuenta a la hora de iniciar un acuario sin calentador de agua. Pero que no tenga calentador no quiere decir que no le vas a poner termómetro, es un instrumento importante para monitorear la temperatura del agua y tomar medidas correctivas si algo no va bien; y así evitar enfermedades o muertes en el acuario.

 

Corydora paleatus o esmeralda.

corydora marmol

corydora mármol

Es originario de américa del sur, pudiendo conseguir esta especie desde las amazonas hasta argentina. No se deben echar de golpe en el acuario recordemos que el cambio de temperaturas debe ser progresivo. Lo digo por si o tienes en un acuario con calentador y lo vas a querer meter a otro sin calentador o en un estanque.

 

Aprende más del corydora

 

Plecostomus o pez limpiador.

pleco

pleco

Al igual que la coridora se consigue por toda américa del sur. Se adapta muy bien a las bajas temperaturas.

 

 

 

Aprende más del pleco

Barbos arcoíris.

Barbo arcoirisSon mucho más bonitos y llamativos que los Plecos o las Corydoras, se debe tener cuidado con los rangos de temperatura ya que estos peces no soportan estar por debajo de los 15º Celsius. En esta especie los machos son muy activos; pueden llegar a ser un incordio con peces como el goldfish, Telescopio u otros de nado lento pues su nado es muy rápido, también cuando acortejan a alguna hembra ya que se vuelven territoriales.

 

 

 

Tencas.

TencaLas tencas varían en color por lo que serán muy llamativos en un acuario sin calentador; pueden crecer de 30 a 40cm por lo que se debe tener en cuenta para acuarios amplios, o reducir la cantidad de ejemplares. Como los Plecos estos de alimentan en el fondo del acuario y tienen muy buen comer.

 

 

 

Pleco de Borneo.

Pleco de Borneo.

Pleco de Borneo.

Son peces de zonas tropicales pero montañosas, estos plecos se alimentan de algas por lo que mantendrán muy limpia la decoración, plantas y cristales del acuario. Se adaptan fácilmente a temperaturas de 15-16º Celsius.

 

 

 

Gobios Arcoíris.

Gobios Arcoiris

Gobios Arcoiris

Vive en los cursos de ríos de montaña de zonas tropicales como el Pleco de Borneo. Este pez es muy llamativo, suele destacar en el acuario. También se alimenta de las algas, aunque no come de la misma forma que el Pleco de Borneo; este pez solo se come la parte más superficial o crecida de las algas. Esto lo debemos tener en cuenta si pensamos meter el Pleco de Borneo ya que habrá escasez de comida, para ambos. Se les debe proporcionar también algo de corrientes en el fondo del acuario ya que es donde se la pasan.

 

 

 

Neón chino.

Neón chino

Neón chino

Cualquiera de sus variedades se adapta muy bien a bajas temperaturas. Debemos tener en cuenta que estos peces no crecen mucho y es un riesgo tenerlo con peces mucho más grandes ya que fácilmente se convertirán en Alimento vivo. Para tener una idea más clara alcanzan los 5cm. Resisten muy bien las enfermedades y nadan en la parte más alta del acuario.

 

 

 

Barbo dorado.

Barbo dorado.

Barbo dorado.

Es del norte de Europa por lo que las bajas temperaturas no serán un problema para él. Crece unos 5cm, se recomienda tenerlo a una temperatura moderada, omnívoro, resistente a enfermedades y son fuertes nadadores. Son muy activos por lo que pueden llegar a ser muy molestos para peces de nado lento.

 

 

Conocé al Barbo rosado

Observaciones.

Debemos aportarles una alimentación adecuada a los peces. Algo muy fácil de solucionar comprando en la tienda hojuelas o pepitas formuladas para cada tipo de peces; si vamos a combinar debemos en la medida de lo posible intentar de resolver este problema para que los peces tengan una vida lo más larga posible y saludable.

La solución más sencilla es alimentarlos directamente con comida tropical (suponiendo que en el acuario tengamos peces de agua fría y tropicales), aunque tendrán un mayor aporte de proteínas que necesiten, pero no les hará daño.